Sencillos trucos para cuidar tu sonrisa

Disfrutar de una sonrisa bonita es símbolo de salud y tener una correcta higiene bucodental. Pero tampoco es fácil. Por eso, en este artículo hemos recogido algunos sencillos trucos que te ayudarán a disfrutar de una dentadura bonita y sana. 

· Mantener siempre una adecuada higiene bucodental

Todo el mundo sabe que para tener una sonrisa bonita hay que cepillarse los dientes al menos todos los días, aunque mejor después de cada comida, pero eso no es suficiente. “Como mínimo hay que cepillarse los dientes dos veces al día con pasta con flúor, pero también hay que utilizar hilo dental o usar un cepillo interdental para eliminar la suciedad que se almacena en los huecos que hay entre los dientes”, explican desde la clínica dental Galván Lobo. 

Además, tampoco debes olvidarte de cepillarte la lengua y las encías. Sí, cuando nos cepillamos los dientes a veces se nos olvida, pero es muy importante porque en la lengua se acumulan multitud de bacterias. 

· Utiliza colutorios y elixires bucales 

Como ya hemos dicho anteriormente, hay que cepillarse los dientes y utilizar hilo dental. Pero además, es recomendable usar colutorios o elixires bucales. Estos ofrecen diferentes ventajas y acciones como prevenir las caries y otras enfermedades como la hipersensibilidad. Y también ayudan a tener un buen aliento. 

· Come chicle sin azúcar 

Cuando estés fuera de casa y no puedas cepillarte los dientes un truco es comer chicle sin azúcar. No es lo más conveniente, pero si has comido fuera ya sea en un restaurante o en la casa de un amigo puede ser una opción para eliminar la suciedad de tus dientes y tener además un buen aliento. 

No obstante, sería mejor que llevases un pequeño kit con cepillo y pasta por ejemplo en el coche o en bolso para poder cepillarte tras las comidas cuando no estés en casa. 

· Buenos hábitos y correcta alimentación 

Tener buenos hábitos y una alimentación equilibrada es importante para casi cualquier aspecto de nuestra vida. Y también para la sonrisa y la salud bucodental. Tener una dieta rica favorecerá la salud de tus dientes y también su aspecto. 

Además, no deberías abusar de algunos alimentos que son perjudiciales para los dientes, como el alcohol, las bebidas gaseosas, el café o el té. Y por supuesto, fumar tampoco es bueno para la dentadura. 

Respecto a los hábitos, es importante destacar que una buena hidratación es primordial, tienes que beber mucha agua para disminuir la posibilidad de que las bacterias dañen tus dientes. 

· Acude al menos una vez al año a tu dentista de confianza 

Los profesionales recomiendan al menos acudir una vez al año al dentista, porque ya sabes el dicho popular “mejor prevenir que curar”. Además, si hablamos de salud bucodental no ir nunca al dentista puede generar problemas serios de salud. El periódico online El Español en un completo artículo (que puedes leer aquí) recoge los riesgos de no ir nunca al dentista. Y cuidado, porque por ejemplo, las encías sangrantes o en mal estado pueden destapar problemas cardiovasculares o pulmonares. Por lo que no dejes de lado las visitas al dentista, acude al menos a tu profesional de confianza una vez al año. 

· Cuida tus labios

Hemos dado algunos trucos para tener los dientes sanos, fuertes y bonitos. Pero un aspecto muy importante de la sonrisa son los labios, que a veces descuidamos. Y también hay que cuidarlos. 

Lo más importante respecto a los labios es mantenerlos hidratados para evitar que se sequen y agrieten. Además, especialmente en verano sería recomendable aplicar protector solar. Nadie cuestiona que hay que echarse crema en la piel para no quemarse y evitar contraer cáncer de piel. Pues lo mismo pasa con los labios, hay que protegerlos del sol. Existen bálsamos y vaselinas especiales para los labios con factor de protección, que además de protegerlos los hidratan. 

Pero si no has cuidado lo suficiente tus labios o están agrietados por el frío un consejo es exfoliarlos para eliminar las células muertas. Pero tampoco hay que pasarse con la exfoliación. Lo recomendable es como mucho hacerla una vez a la semana y mejor por la noche, ya que según los expertos es cuando se regeneran las células. 

De esta manera, estos son los principales trucos que debes aplicar en tu día a día para poder disfrutar de una sonrisa bonita, sana y cuidada. Pero nunca deberías olvidarte de acudir a tu dentista de vez en cuando para realizar un chequeo y ante cualquier indicio de enfermedad.