Consejos para cuidar tu mirada en verano

Dicen que la mirada es el espejo del alma, ya que a través de los ojos mostramos nuestros sentimientos. Es por ello de vital importancia cuidar la mirada, que debería hacerse siempre, pero especialmente en verano. Y por eso en este artículo hemos reunido algunos trucos útiles para cuidar tus ojos y mirada durante la temporada estival.

Dicen que la mirada es el espejo del alma, ya que a través de los ojos mostramos nuestros sentimientos. Es por ello de vital importancia cuidar la mirada, que debería hacerse siempre, pero especialmente en verano. Y por eso en este artículo hemos reunido algunos trucos útiles para cuidar tus ojos y mirada durante la temporada estival.

  • Utiliza gafas de sol homologadas

Lo barato a veces sale caro, pero esta frase todavía tiene más valor cuando hablamos de salud. Así que utiliza para proteger tu mirada de los rayos ultravioletas gafas de sol homologadas. La radiación al sol puede causar multitud de lesiones y patologías en los ojos, pero si te expones a la radiación con gafas de mala calidad se incrementan todavía más las posibilidades de dañar tus ojos. Entre las principales lesiones se encuentran cataratas, conjuntivitis o queratitis.

  • Ponte gafas de bucear para proteger tus ojos

Cuando nades o bucees en piscinas o en el mar intenta ponerte gafas de bucear para proteger tus ojos. El agua de las piscinas contiene cloro, que puede dañar tus ojos o causarte irritaciones. Además, no solo debes ponerte las gafas de bucear en piscinas, también si nadas en el mar, ya que la sal del agua también puede afectar a tus ojos.

  • Ten cuidado con las lentillas

Os decíamos en los trucos anteriores que hay que utilizar gafas de sol homologadas y ponerse gafas de bucear para nadar en playas o piscinas, siempre debería hacerse, pero es todavía más importante si se llevan lentillas. Además, si eres usuario de lentillas no deberías abusar de su uso, ya que pueden dañar a tus ojos e intenta evitar que se resequen. E intenta siempre reemplazar las lentillas tras su uso recomendado. Es decir, que si son lentillas diarias no te las pongas más de un día.

  • Lava tu ojo con suero si te entra arena

Si te encanta ir a la playa alguna vez te habrá pasado que te entra un poco de arena en el ojo. Pero, ¿sabes qué hacer en este caso? Pues según los expertos es recomendable lavar los ojos con suero, un producto que seguro que tendrán en el puesto de socorro o salvamento. Pero en ningún caso frotes tus ojos, ya que así puedes provocar irritación, heridas o úlceras.

  • En verano aumenta la incidencia de ojo seco por lo que deberías utilizar lágrimas artificiales si aprecias molestias

En verano debido al calor y al uso de aires acondicionados aumenta la incidencia de ojo seco. “El ojo seco es una alteración que se produce en la superficie de la córnea y la conjuntiva por falta de lágrima o porque ésta es de mala calidad. Ocasiona molestias oculares, problemas visuales y lesiones en la córnea y la conjuntiva”, explican desde la clínica de Dra. Cecilia Rodríguez, especializada en cirugía plástica ocular.

Si aprecias este tipo de molestia, especialmente en verano, deberías utilizar lágrimas artificiales. No obstante, si la molestia continúa es importante que acudas al médico o a tu oculista de confianza para poder establecer el mejor tratamiento posible para tu caso.

  • Realiza ejercicios visuales y evita las pantallas durante las vacaciones

En muchos trabajos es prácticamente imposible evitar las pantallas electrónicas como las de ordenadores, tablets o teléfonos. También estos aparatos son comunes en el día a día, ya que los utilizamos para todo, desde leer prensa, enviar mensajes a nuestros amigos o incluso jugar. Es por ello aconsejable, ya que abusamos del uso de la electrónica durante todo el año, intentar evitar el uso de este tipo de dispositivos durante las vacaciones. Esto no significa que no los utilices para nada, pero ya que no los tienes que usar por trabajo intenta reducir las horas diarias frente a pantallas. Tu vista lo agradecerá.

También sería recomendable que realizases ejercicios visuales para relajar la vista, seguro que encuentras alguna rutina en Internet para practicar todos los días.

  • No descuides tu alimentación

En verano somos todos más propensos a descuidar la alimentación al estar de vacaciones, pero es importante seguir consumiendo todo tipo de alimentos como verduras y frutas para adquirir todas las vitaminas y nutrientes necesarios para cuidar la salud y también la vista. Además, puedes aprovechar el calor para consumir este tipo de productos en formatos más apetitosos y frescos como zumos fríos, batidos o incluso helados naturales.

Estos son los principales trucos que te ayudarán a cuidar tu mirada durante la temporada estival, esperamos que te sean de ayuda y que este verano no tengas ningún problema ocular.

COMPÁRTELO